“La juez Mercedes Alaya”. José Castro López

10 Xullo 2024


Sentencia el Tribunal Constitucional (TC) que los que planificaron los ERE en
Andalucía no son culpables del mayor escándalo de corrupción de la historia reciente de
España que malversó 670 millones de euros.
De eso están informando los medios de comunicación, “tabloides digitales” incluidos,
que también acogen en sus páginas y en las ondas sesudos comentarios de analistas de
distintas tendencias. Dicho esto, esas decisiones del TC son para un debate entre juristas
y, como yo no lo soy, nada que añadir por mi parte a las informaciones de los distintos
medios.
Por eso quiero dedicar lo que resta de este comentario a la juez Mercedes Alaya -de la
que pocos se acuerdan hoy- que desde que asumió la instrucción del caso de los ERE
fraudulentos fascinó a media España, tuvo en jaque al gobierno andaluz de entonces y a
nadie dejó indiferente.
En el imaginario popular pervive la imagen seria y de aspecto frágil de esta juez tirando
de su troller y sorteando una nube de fotógrafos y flashes cuando entraba o salía del
juzgado. En su rostro parecía llevar la marca del sufrimiento debido a la presión y
persecución a que fue sometida, tanto en el ámbito personal como profesional, desde
que empezó las investigaciones en 2011 y descubrió la existencia de un “fondo de
reptiles” de la Junta de Andalucía utilizado fraudulentamente entre 2000 y 2010.
Tanto los implicados en el caso, como ciertos sectores políticos y mediáticos buscaron
desacreditar su labor y deslegitimar las conclusiones de su investigación con campañas
de difamación. Por si esto fuera poco, tuvo que trabajar con falta de medios y de apoyo
institucional. A pesar de la complejidad y volumen del caso contó con un equipo
reducido para una carga de trabajo abrumadora, lo que dificultó enormemente su tarea.
Pero su personalidad y profesionalidad fueron más fuertes, superó las dificultades y
sentó las bases para que muchos de los implicados fueran juzgados y algunos
condenados.
Su valentía y determinación la convierten en una figura prominente en el ámbito de la
justicia y en símbolo de la lucha contra la corrupción en España. Por eso su figura
concitó la admiración de gran parte de la opinión pública que veía en ella un modelo de
lucha por la justicia
No sé qué pasa por su cabeza después de la “actuación” del TC. Es posible que piense:
uno, que el TC está otorgando una amnistía encubierta. Dos: que ese tribunal puede
cambiar las condenas, decretar el olvido legal…, pero nunca cambiará los hechos
descubiertos por ella y juzgados por la Audiencia de Sevilla y el Tribunal Supremo. Ni
podrá borrar de la memoria de los españoles el mayor caso de corrupción conocido
hasta ahora.
Por todo esto es de justicia recordar ahora a Mercedes Alaya y a todos los que
contribuyeron y contribuyen a que la sociedad española conozca este y otros robos del
dinero de todos.

Outros artigos

“Cuando el payaso llora” – Manuel Domínguez

Cuando el Payaso llora. A punto de salir a pista, tras las cortinas, los últimos minutos, la tele habla de los niños asesinados en Gaza, el bombardeo cruento del Hospital en Ucrania, tanta muerte inocente. Al payaso le cae una lagrima, recorre su mejilla dejando...

+

“Igualdade e dignidade”. Luís Celeiro

A moitos dos que andan polas alturas da función ou da acción política gústalles falar dorespecto á vontade popular, á que a mesma Constitución de 1978 alude no seu Preámbulo,cando fala de “consolidar un Estado de Dereito que asegure o imperio da lei como expresiónda...

+

“Traé la motosierra, carajo”. Antón Luaces

Que pasa no mundo para que todo quisque estea revolucionado, que é o que fai que, en 2024, se vivan situacións xa coñecidas en 1940 e que, máis de 80 anos dempois, os que xa non temos moito cabelo por peitear sintamos que o que reservamos para o inverno se arriche ata...

+

Publicidade

Revista en papel

Opinión

“Salud mental” – Manuel Domínguez

“Salud mental” – Manuel Domínguez

Puede ser, y tal vez. Estoy aquí, vivo en un mundo real, estamos todos interrelacionados, no somos islas, formamos una comunidad, lo que te afecta a ti, aunque sea de forma tangencial me afecta a mí. Hay un poeta filosofo amigo, que decía,” existen los problemas,...

“Valorar o servizo”. Xulio Xiz

“Valorar o servizo”. Xulio Xiz

Desde hai un tempo, empresas e entidades están preocupadas en coñecer a opinión sobre os servizos que prestan ao público, polo que inmediatamente ou a posteriori someten ao usuario á presión de que valore a atención recibida puntuando determinados...