“La bula del independentismo”. José Castro López

23 Marzo 2023

La muerte de Félix Millet condenado por el “caso Palau”, la próxima rehabilitación de Pujol y otros casos de corrupción recuerdan a Cataluña como un oasis de impunidad.
Sus dirigentes políticos, empresariales y sociales “tienen bula”, expresión que según el Diccionario Fraseológico del Español, significa “disfrutar de ventajas y trato de favor para hacer lo que quieran, que están vedados a otros” y la utilizan riéndose de los demás
españoles o echándole la culpa a Madrid.
La primera bula es la agresión a la verdad, la manipulación de los hechos históricos, culturales, deportivos -sigan el Barçagate- y sociales que convierten en mentiras
descaradas. Fabrican relatos que alimentan su complejo de superioridad o su victimismo, según convenga, para fomentar el odio a todo lo que suene a España.
Son innumerables las paranoias del independentismo. La más sobresaliente es la persecución del castellano, la segunda lengua más hablada del mundo, incumpliendo las sentencias de los tribunales que obligan a impartir al menos un 25% en la lengua común del Estado. Y no pasa nada.
Fue vergonzoso el manifiesto de 170 lingüistas reclamando el catalán como única lengua, como el que firman ahora un millar de médicos para atender a los enfermos en ese idioma. Uno de los firmantes afirma sin ruborizarse que “es una evidencia científica que hay que hablar a los pacientes en catalán por bien de su salud”. ¿Pensarán potenciar el idioma con medidas como esta? Que los pacientes no entiendan al galeno importa menos.
La penúltima bula la protagonizó la portavoz de Junts, Mirian Nogueras, “apartando” la bandera española en la sala de prensa del Congreso. La presidenta Batet le envió una carta conminándole a que “¡no lo vuelva a repetir!” y seguro que está temblando. El paradigma de fobia al castellano fue el hecho despreciable de la profesora que agredió a una niña por pintar la bandera y escribir ¡Viva España!.
Y lo más reciente fue el desplante de Aragonés y Colau al Rey negándose a recibirlo a su llegada al Mobile World Congress. Dos paletos auto ofendidos que institucionalizan la descortesía hacia el Jefe del Estado delante de altos directivos de las empresas más importantes del mundo.
El World Congress trae inversiones y prosperidad -además de imagen- a Barcelona, su impacto económico se estima en torno a los 350 millones de euros. ¿Cómo explicar a esos congresistas el boicot chulesco de las dos primeras autoridades de Cataluña al Jefe del Estado que, además, es el activo político más importante y reconocido que tiene España?
“No toleran y atacan a quien piensa diferente, esto no ocurre en ningún país de Europa”, dice un profesor de Ámsterdan que reside en Cataluña. Nada que añadir.

Outros artigos

“La profesionalidad del Gobernador”. José Castro López

El Gobernador del Banco de España finalizó el mandato y Pablo Hernández de Cos sedespidió con la elegancia de un caballero y con la profesionalidad del eminenteeconomista después de seis años al frente de una institución clave para la economía y elsistema financiero...

+

“La Monarquía está de cumpleaños” – José Antonio Constenla

Se cumplen diez años de la proclamación de Felipe VI como Rey de España tras la abdicación de su padre. El 19 de junio de 2014 el pueblo representado en las Cortes Generales le daba la bienvenida y el nuevo Rey se sometía formalmente a la soberanía del pueblo y se...

+

“Auditorio” – José Manuel Pena

Xa é unha grata realidade, o novo auditorio. Ribeira, necesitaba un auditorio en condicións e adecuado ao seu número de habitantes e da importante poboación da propia comarca do Barbanza. Este pasado sábado chegouse a inaugurar oficialmente, coa presenza de diferentes...

+

Publicidade

Revista en papel

Opinión

“Cariño: un pequeno gran punto negro contaminante”

“Cariño: un pequeno gran punto negro contaminante”

Non se sabe con exactitude o grao de contaminación que pode provocar en Galicia unha empresa que, como Altri (en Palas de Rei, Lugo), vai utilizar o eucalipto como materia prima a partir da que extraer fibras téxtiles; máis é evidente que existe medo ao que a...

“Tiempos verbales”. Alberto Barciela

“Tiempos verbales”. Alberto Barciela

No sé en que justo momento, si es que lo hubo alguna vez, perdimos el rumbo político y el social. No identifico en qué instante se distrajeron las referencias de los valores esenciales para la convivencia, para el entendimiento, para la discusión constructiva y la...